Suscribirse
cerrar
Recomendar Sitio a un Amigo
cerrar
Nacionales

Ahora España dice que no pedirá represalias si la indemnización por YPF es negociada

23/04/2012 - 18:53 | Lo dijo el canciller español tras una reunión en Luxemburgo. Pidió que Repsol reciba un pago "adecuado". Igual, también renovó los reclamos y deslizó que a la Argentina le conviene negociar para "no quedarse aislada del mundo".El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García Margallo saluda a la jefa de la política exterior de la Unión Europea, Catherine Ashton en Luxemburgo 
Ahora España dice que no pedirá represalias si la indemnización por YPF es negociada

 Ahora España dice que no pedirá represalias si la indemnización por YPF es negociada

Lo dijo el canciller español tras una reunión en Luxemburgo. Pidió que Repsol reciba un pago "adecuado". Igual, también renovó los reclamos y deslizó que a la Argentina le conviene negociar para "no quedarse aislada del mundo".

El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García Margallo saluda a la jefa de la política exterior de la Unión Europea, Catherine Ashton en Luxemburgo. (EFE)

España da un paso adelante y dos atrás y ahora acepta, previo pago, la expropiación de YPF. El ministro de Exteriores español, José Manuel García-Margallo, dijo hoy en Luxemburgo, tras una reunión de cancilleres de la UE, que España pararía todas sus reclamaciones contra la Argentina si Repsol recibiera una indemnización "adecuada", negociada y no impuesta por el Tribunal de Tasaciones.

 

El ministro español hizo una larga exposición a sus homólogos en la que explicó los argumentos españoles contra la expropiación de la petrolera argentina.

 

García-Margallo, quien dijo a la prensa que había recibido comentarios muy favorables de sus socios -citó específicamente al británico-, apuntó a que la Argentina no tendría plata ni para pagar un vencimiento de bonos de YPF ni para invertir en el megayacimiento de gas no convencional de Vaca Muerta, por lo que estaría buscando otro socio extranjero que ocupara el sitio dejado por Repsol.

 

De todos modos, España sigue apuntando oficialmente a tomar represalias contra la Argentina. Y García-Margallo volvió a pedir a sus socios que activen todas las reclamaciones europeas contra Argentina en la OMC y en el Banco Mundial. Madrid quiere que la UE saque a Argentina del sistema de preferencias generalizadas, que permite a las exportaciones argentinas a Europa beneficiarse de menores aranceles.

 

Pero Madrid ya parece mirar más allá. El canciller español citó al filósofo José Ortega y Gasset -"el esfuerzo inútil conduce a la melancolía"- para dar a entender que España ya no espera que la Argentina de marcha atrás en la expropiación y que Madrid ahora sólo pretende una compensación económica a Repsol. España desconfía de que, sin negociar, algún día Repsol pueda cobrar -"Argentina está peleada con medio mundo", llegó a decir el canciller en referencia a las disputas comerciales-.

 

García-Margallo dijo también que España no "discute la soberanía energética argentina". Pero insistió en que si Buenos Aires "expropia, tiene que pagar el justo precio", y en que a Argentina le conviene un acuerdo y no una disputa "para no quedarse aislada del mundo". Para negociar, Madrid estaría incluso contactando con otros gobiernos europeos y latinoamericanos para que intercedan ante Buenos Aires.

 

El canciller español también apuntó a que las negociaciones para un tratado de libre comercio entre Mercosur y la UE podrían seguir sin la participación de Argentina. Sin precisar si sus socios consideraron adecuada esa propuesta, dijo que "podría ser una solución que interese a Brasil", porque la "Argentina ha elegido una vía original en América Latina".

 

Aunque la apuesta, todavía con la boca pequeña, es a que Repsol y Buenos Aires acuerden el pago de una indemnización, España seguirá, según el canciller García-Margallo, "buscando alianzas y utilizando todo su poder en todos los foros en los que está presente para hacer rectificar a Argentina".

Fotos del Día

 

Moneda

Compra

Venta

DOLAR 8,090 8,180
EURO 10,850 11,350
REAL 2,580 2,750